“Cantabria tiene que apostar más por la música local”

Nacho Varona, bajista de Lunatic Catz, habla de la industria musical en Cantabria y adelanta que el grupo va a sacar un single acompañado de un videoclip próximamente
Lunatic Catz, la banda musical cántabra | Imagen cedida por Nacho Varona
Julia Roiz Menéndez

Julia Roiz Menéndez

Periodista. Creadora y directora de El Cultural Cántabro

Nacho Varona se define como un nostálgico de un mundo que no ha vivido. Esos años 80 dejaron atrás a una industria musical donde lo más común era salir a la calle y acudir a un bar a ver a un grupo tocar. Podía gustarte, o podía ser que no, pero disfrutabas del tiempo mientras la música sonaba.

Ahora el bajista de la banda cántabra Lunatic Catz se encuentra en una situación muy diferente de aquella que añora aun sin haberla vivido. La COVID-19 ha impedido sus planes de una gira nacional que muy probablemente podría haber llevado al conjunto al reconocimiento que se merecen tras casi cinco años de trabajo.

No obstante, Varona adelanta que el grupo sacará nuevo single y un videoclip. Así, el bajista da detalles de la banda, de su situación actual y del futuro.

¿Cómo nació Lunatic Catz?

Soy el miembro más reciente. No estoy en el grupo de forma original. Lunatic Catz se formó en 2016 gracias a Cantia, la cantante, y Diego, el guitarrista. Ella componía temas y quiso buscar a alguien para tocar en directo, y con Diego empezó a tocar a algunas canciones. Entonces él conocía a un batería de un grupo de rock anterior que tenían y se unió tocando el cajón haciendo así un estilo más acústico.

Ellos son de Colindres y alrededores. Y llegó un momento en el que, después de estar dando pequeños conciertos acústicos, llegó el cuarto miembro, Javi, para tocar el bajo. El grupo pasa entonces a un formato eléctrico y sacan ‘Miscelánea’, el primer álbum de Lunatic Catz, en 2017.

Al año siguiente sacan el EP Impulse, y en 2019 deciden que quieren hacer un formato de cinco miembros. Entonces Javi pasa a tocar los teclados y yo, que conocía a Cantia de mucho antes, entro tocando el bajo.

Entré poco antes de mediados de año, y ese verano empezamos a grabar nuestro último disco, ‘El intento de salvarse’. Nuestra intención era hacer una gira en 2020. Hicimos dos presentaciones, una en la Sala Niágara y otra en Colindres. Pero nos pilló la pandemia.

“El mes pasado hemos grabado un single y va a salir con un videoclip que está acabando de rodarse”

Pero habéis sobrevivido a la pandemia.

Sí. De hecho el mes pasado hemos grabado un single y va a salir con un videoclip que está acabando de rodarse. Espero que para mayo podamos sacarlo.

Aunque sí que es verdad que hemos sobrevivido, la motivación ha decaído un poco. Hemos pasado de estar a punto de irnos de gira a confinarnos en casa.

Es cierto que hemos sufrido un bloqueo. Al final esta “rotura de planes” nos ha afectado mucho psicológicamente, y a nivel de grupo y de expectativas estamos un poco de bajón.

También compramos muchas camisetas y demás cosas para nuestra tienda. Y nos tuvimos que quedar con bastantes de ellas por la falta de conciertos. Era nuestra forma de ganar dinero porque los discos ya no se venden como tal.

Hace 20 años podías vivir de vender tus discos. Ahora un grupo como Lunatic Catz, sin agencias de publicidad ni una productora, vive de los bolos, de que te pille el Ayuntamiento y te pague por tocar.

“Ahora mismo creo que no se está ayudando ni a la cultura ni a la hostelería ni a nadie”

¿La gira iba a ser regional o nacional?

Íbamos a salir de Cantabria. Ellos llevan mucho tiempo tocando aquí. Se podría decir que ya tenían un hueco en la comunidad.

Estábamos preparando conciertos en Madrid, Barcelona, Asturias… Pero llegó la COVID-19.

Cada vez sois más conocidos en Cantabria. ¿Cómo os sentís?

Es un trabajo en el que no me puedo incluir del todo. El primer disco que sacaron ya caló bien. Sí que es verdad que con el intento de salvarnos nos hemos quedado descolgados porque, en cierto modo, nos ha faltado esa parte de marketing y redes sociales. Hablando de la situación actual, estoy muy orgulloso de ser uno mas de Lunatic Catz. 

Nacho Varona, bajista de Lunatic Catz

¿Crees que desde el sector político se está ayudando a la industria musical?

No. Ahora mismo creo que no se está ayudando ni a la cultura ni a la hostelería ni a nadie. Sí que es verdad que ha habido gente o promotoras que sí que se han movido un poco.

El verano de 2020 ha pillado a todo el mundo a contrapié. Nosotros estuvimos en un concierto de ‘La Cultura Contraataca’ en el Palacio de Festivales, y sí que se movió todo un poco. A nivel de ayuntamientos no ha habido nada.

En Torrelavega había conciertos de una hora de una promotora privada con artistas grandes. Pero en verano también podrían haber puesto a grupos pequeños de la zona a telonear. No vamos a cobrar lo mismo que grandes grupos como Amaral, por ejemplo. Cantabria tiene que apostar más por la música local.

Veo a artistas famosos quejándose de que no tienen posibilidades de hacer conciertos. Pues si ellos son grandes estrellas con una gran trayectoria, los grupos más pequeños estamos fatal.

No obstante, de cara a este verano sí que sé de algún ayuntamiento que va a hacer conciertos y que no está tan desprevenido como el año pasado.

“Cantabria tiene una peculiaridad, y es que se mueve más música de la que parece”

La facturación de 2020 es mínima entonces.

En diciembre de 2019 tuvimos una buena facturación porque llenamos la Sala Niágara cuando presentamos nuestro nuevo trabajo. Después, a principios de enero de 2020 hicimos un concierto en colaboración con la Casa de la Juventud de Colindres.

Luego hasta junio, cuando fuimos a lo de ‘La Cultura Contraataca’, no cobramos nada. Ahora hemos ido hace una semana a un evento privado de una gala benéfica. Pero vamos, eso ha sido todo.

¿Cómo ves el verano?

Por un lado tengo la esperanza de que las promotoras ya estén más atentas y preparadas para mover muchos más conciertos con medidas de seguridad. También habrá que ver qué pasa en verano y cómo evoluciona la pandemia.

Espero que al menos haya una mínima libertad para que, aunque sea sentados y con medidas de seguridad, haya conciertos.

El tejido cultural en Cantabria está dañado. ¿Crees que volverá a ser o que era?

Cantabria tiene una peculiaridad, y es que se mueve más música de la que parece. Para ser una comunidad pequeña hay muchísimo movimiento musical a nivel de grupos. Además, solo en Santander está el Escenario Santander, la sala Black Bird, la Sala Niágara… Y a nivel de festivales y conciertos abiertos hay pueblos que se mueven muchísimo, como Noja.

Espero que se vaya a recuperar dentro de poco. Pero sí que es verdad que la pandemia ha dañado mucho. Un ejemplo de esto es que la sala Black Bird está en venta, y es una pena.

¿Qué piensas de las plataformas digitales? ¿Son una ventaja o una desventaja?

Creo que el mundo ahora se mueve así, por lo que poco importa pensar si te da ventajas o no. Si The Beattles hubieran tenido Spotify hubiesen sido aún más conocidos.

Se pueden conocer muchos artistas a través de estas plataformas. Quizás nosotros no podríamos haber llegado hasta dónde hemos llegado sin ellas.

Ahora se habla mucho en la industria de la “democratización de la música”, y es en parte por eso, porque tienes plataformas donde puedes enseñar tu música a todo el mundo y que además puedes crearla desde tu casa. De hecho Lunatic Catz ha estado autoproduciéndose hasta ahora, que hemos acudido a un estudio.

Soy muy nostálgico de un mundo que no he vivido. Me hubiese gustado tener un grupo en los 80. Hubiese sido una experiencia totalmente distinta.

En esos años había una barbaridad de grupos moviéndose. La gente de esta generación o más jóvenes no ven tan típico el hecho de ir a un concierto. En Cantabria era todo muy diferente. Quizás en Madrid o Barcelona sigue habiendo un espacio, pero no tan amplio como el de entonces.

¿Qué le dirías a alguien que escucha a Lunatic Catz por primera vez?

Que nos escuche a fondo. A veces con escuchar a un grupo una vez no sacas nada en claro. Es necesario profundizar en la música, la letra… Cada uno cuenta algo diferente. Y si le gusta lo que contamos, que nos siga.


Si quieres saber algo más sobre Lunatic Catz puedes escucharles en plataformas digitales como YouTube o Spotify. También puedes seguirles en su página de Facebook o en Instagram, donde suben contenido sobre la banda.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede gustar

En clave cántabra

A lo largo de la historia las sociedades se han ido conformando en base a sus antecesores y la evolución

Read More »
Cookie Consent with Real Cookie Banner